El mensaje del Superior General invitando a todos a rezar en solidaridad el domingo, 22 de marzo

Roma, 22 de marzo

Queridos cohermanos, hermanas, misioneros laicos y asociados redentoristas,

El mundo está experimentando un momento de crisis muy grave por la propagación del novel coronavirus Covid-19. Mientras les escribo estas breves palabras, sabemos que este virus ya ha sido detectado en 159 países, y puede que se extienda aún más. Muchos países han tomado medidas muy fuertes para prevenir la propagación del virus – cerrando las fronteras, escuelas, parques, tiendas, restaurantes, eventos deportivos, conciertos, iglesias y otros lugares de culto.

Muchos de nosotros estamos confinados a nuestros hogares y residencias. Ni siquiera podemos celebrar la oración pública y la Eucaristía con el Pueblo de Dios al quienes somos enviados. Muchos de nosotros nos sentimos impotentes: no podemos visitar a los enfermos o encontrarnos y hablar con la gente. Muchos de nuestros ministerios diarios están restringidos. Estamos acostumbrados a “hacer por los demás”, ¿y qué podemos hacer ahora? Las dos Uniones de Superiores Generales con sede en Roma, que representan a religiosos y religiosas de todos los continentes, han convocado un día especial de oración y solidaridad para el domingo, 22 de marzo.

En el espíritu de solidaridad con el Papa Francisco y con todos los religiosos y religiosas, exhorto a todos a unirnos a nuestros hermanos y hermanas de todo el mundo en una solidaridad orante. El Papa Francisco nos invita a rezar por todos los infectados y los fallecidos, por sus familias y por quienes cuidan de los enfermos, especialmente por los médicos, las enfermeras, los cuidadores y los voluntarios. No podemos olvidar a los abandonados y a los pobres, muchos de los cuales han perdido su trabajo y sus ingresos.

Se adjuntan a esta carta los enlaces a la página web de los Superiores Generales, con un mensaje, una oración y un breve vídeo del Papa Francisco. Al igual que el Santo Padre, que podamos llegar a los demás de manera creativa y “ser testigos de la esperanza que hay en nosotros” (Cons. 10). Esta “esperanza no nos defrauda, porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por medio del Espíritu Santo que nos ha sido dado” (Romanos 5:5).

Su Hermano en Jesucristo nuestro Redentor,

Michael Brehl, C.S.S.R.

English: https://www.usgroma.org/l/solidarity/

Spanish: https://www.usgroma.org/l/religiosas-y-religiosos-de-todo-el-mundo-en-solidaridad-y-oracion/

Italian: https://www.usgroma.org/l/solidarieta-e-preghiera-di-fronte-alla-crisi-mondiale-del-coronavirus/